BODA EN TABIRA (DURANGO) Y RESTAURANTE ABOIZJON & AINHOA - JUNIO 2017

Me hace gracia cuando escucho inocentemente a algunos padres “que profesión más bonita la vuestra, os pagan por hacer fotos, estar ahí el día con nosotros, menudo chollo”… En la primera parte estoy de acuerdo al 1o0%, que profesión más bonita la nuestra, más bien diría privilegiada, ya que tenemos el gusto de poder ver y retratar en primera fila momentos de los más importantes y felices en vuestras vidas…

En las bodas añadimos un plus, que es llegar al día marcado en el calendario con un “X” después de tantos preparativos y nervios…

Para nosotros cubrir una boda es meternos en vuestra historia, en vuestras casas, compartir los nervios previos junto a los vuestros en vuestras casas u hoteles… Sacar nuestro modo más golfo para sacar una sonrisa y fotos divertidas con la cuadrilla, etc…

La segunda parte de la frase es la que no comparto en absoluto… Nuestra profesión es muy muy sacrificada, requiere muchos quebraderos de cabeza, muchas dosis de sensibilidad, creatividad y sobre todo técnica, formación continua y concentración… A parte del sacrificio personal que hacemos, ya que durante muchos meses al año nos metemos en interminables jornadas de trabajo de 6 días a la semana, siendo los viernes y sábados que tenemos boda realmente exigentes, ya que una boda suele rondar entre las 10 y 16 horas…

Pero como siempre os suele decir en mis posts, y es que es cierto, solemos tener un alto porcentaje de acierto entre las parejas que nos eligen… Y eso luego nos facilita muchísimo todo. Cuando la comunicación es fluida, hay pie a bromas y poder trabajar en un entorno amable e informal, es para nosotros mucho más fácil entrar en vuestra historia, poder exprimiros el 150%, y sobre todo tranquilizaros y ayudaros en muchos momentos …

Una de estas parejas que nos los ponen todos fácil, pero fácil fácilllllll fueron Jon y Ainhoa… Nos hicieron sentir en todo momento como su gente, como unos más de su día, a parte de confiar ciegamente en nosotros y nuestro criterio, cosa que no sabéis como os agrademos… Si encima Jon es un gran aficionado a la fotografía todavía más contentos en que nos haya elegido 😉

Pero es que sabemos que van a leer este post y nos estamos diciendo ninguna mentira. Se dejaron asesorar y nos pidieron consejo para todo lo referente a las fotos, lo cual es una gozada, porque nosotros somos los primeros interesados en que todo salga de 10, pero muchas veces en una boda hay que ir tomando decisiones en directo y de una forma muy rápida e intuitiva.

J&A decidieron casarse en la Iglesia de Tabira de Durango, para después ir a celebrarlo al Restaurante Aboiz… Con la temporada de lluvias que hemos tenido este año, sobre todo los sábados, tuvieron una suerte ya que su día hizo un tiempo formidable.

Os subimos algunas fotos de sus preparativos, ceremonia y reportaje de fotos de ellos, que ya sabéis que nos cuesta mucho cribar y ya nos ponemos en 30 fotos para este post.

Esperamos que os molen las fotos y nos dejéis muchos muchos comentarios 🙂